Las gestas medievales o la gilipollez elevada al cubo


El vulgo y los amantes del circo ya tienen fecha para disfrutar: los próximos días 6 y 7 de junio se celebrarán en Hospital de Órbigo las justas medievales del Passo Honroso.

Justamente una de las ‘fiestas’ más cutres que uno se puede encontrar son las justas y los mercadillos medievales.

Imagino que muchos lectores de este blog ya conocen de donde viene toda esa parafernalia y la historia de Don Suero de Quiñones, así que no entraré en muchos detalles.

Don Suero, imagino que ‘Suerín’ para los amigos, era un ‘niño de papá’ bien, hijo del Merino de Asturias. Con 25 añines, le entra la calentura por una moza y, aburrido y ocioso como estaba, no se le ocurre otra cosa que ponerse una argolla al cuello y retar a duelo, ni más ni menos que ‘a todos los caballeros de la Cristiandad’ que pasasen por el puente de Hospital de Órbigo. Vaya, que además era un ‘fantasma’.

Bien. Al final convoca a todos sus ‘coleguitas’ como el hijo del Almirante de Castilla (sí, sí, Castilla, han leído bien) y otros ociosos varios. Conocida la afición de la nobleza medieval a vivir del cuento y del esfuerzo de los campesinos, se apunta mucha gente.

El resultado fue que Don Suero lo pasó en grande, aunque no todo el mundo sabe que, años después, la tontería esta de las justas le costó la vida. Pues sí, tuvo un ‘pique’ con un tal D. Gutierre de Quijada, que se ofende porque quería enfrentarse directamente a Don Suero y no lo dejan. Casi veinte años después, cerca del pueblo de Castroverde, Don Gutierre le tiende una emboscada con resultado de muerte para el leonés. En fin…

Todo bastante patético, la verdad. Pero lo que resulta más patético aun es que haya este tipo de celebraciones. Me gustaría que alguien en los comentarios me explique qué es lo que realmente se celebra. ¿La tontería de un niño de papá? ¿La gesta de un noble? ¿Qué tiene realmente esto de tradición?

Alguien se preguntará que qué es lo que me molesta de todas estas historias. Me molesta la ignorancia, me molesta la idiotez, me molesta que cuatro listos saquen partido de estas cosas… Me molesta que la gente de León no conozca nada de la historia de León. Me molesta la incultura… Me molesta que los ayuntamientos gasten en circo lo que no invierten en cultura… Me molesta que estas cosas sean consideradas ‘tradiciones’… Me molesta que nos quieran hacer comulgar con ruedas de molino y que estos aquelarres sean considerados cultura… Porque además ha sido declarada de interés turístico regional. En fin…

Así nos va…

Como imagino que entre los lectores del blog hay amantes de estas francachelas medievales y para que vean que no soy rencoroso, en este enlace tienen un listado de mercados medievales. Ahora bien, me gustaría poner a prueba sus conocimientos con la siguiente encuesta: